La justicia social en la delegación del Opus Dei en Granada

From Opus Dei info

Por Fernandel, 17.11.2008


La Delegación del Opus Dei en Granada está muy interesada en mostrarle a los andaluces de su jurisdicción (granadinos, malagueños, almerienses y jiennenses) el compromiso social del Opus Dei. Periódicamente se organiza una exposición itinerante donde se muestra las inquietudes sociales del Fundador y de la Obra por él fundada.

Vaya por delante una observación. Yo creo que el Fundador sí quiso ayudar a personas desfavorecidas. Otra cosa es que la labor del Opus Dei se centre mayormente en personas de recursos y de recursos cuantiosos. No entro en la promoción de colegios. Dispensarios, etc, etc. Lamento -eso, sí- que el fin último y casi único sea alistar personas en la Prelatura...

Dicho esto me asombra el peculiar concepto que tiene el Opus Dei de justicia social. Una justicia social en torno a la que se organizan simposios, exposiciones como la que ha tenido lugar en Jaén éstos últimos días, de la que se habla en charlas y círculos, pero cuya vivencia brilla por su ausencia. Y no hago teorías, sino me centro en hechos.

  • El profesor A. R, profesor de latín en el Colegio Mulhacén, fue despedido hace dos veranos, después de muchos años de docencia. Se le dijo que firmara un documento en el que hacía constar que la causa de su despido había sido no asistir a las clases del mes de junio, cuando ello era falso. A. R. asistió a todas las clases del mes de junio. Realmente, Dirección quiso prescindir de un excelente profesional y compañero por el motivo inconfesable de no pertenecer a la Obra ni de querer integrarse en ella: se trataba de dar paso a profesores pertenecientes al Opus Dei. Afortunadamente este profesor ha encontrado un trabajo en un colegio “de la competencia” y así ha podido salir adelante. Es lamentable que la dirección del Colegio Mulhacén recurra a la mentira y obligue a mentir a sus propios empleados. ¿Es eso conforme a la doctrina cristiana? ¿Es conforme a la doctrina social de la Iglesia echar de su trabajo a un buen profesional con contrato definitivo y años en el Colegio exponiendo motivos falsos además?
  • En Mulhacén se hacen mobbings, se presiona a los profesores y se les amenaza con mil y un motivos de modo que se está creando un pésimo ambiente de trabajo: ¿es esa la caridad cristiana predicada por San Josemaría? Y que no se nos diga que “ya se están tomando medidas” porque sabemos que no se llega nunca a nada.
  • El numerario A.P.T. pintor afamadísimo de retratos de San Josemaría enfermo crónico. Se le aconsejó que montara su habitación en su propio estudio y que dejara de vivir en el centro Dílar, del que ya se ha hablado aquí en otra ocasión con motivo del testimonio de Pedro. Luego parece que terminó residiendo en el centro del que había estado a punto de ser apartado. A mí me parece que en la Delegación de Granada del Opus Dei no viven la caridad de modo muy delicado. Desde luego sobra gestión de bambalinas, y falta caridad. Ya nos lo dejó Pedro explicado. Y lo confirmamos los profesores del Colegio Mulhacén.



Original

Personal tools