La confusión del Nombre

From Opus Dei info

Por Leonardo Cantú, 9.04.2008


Quisiera exponer una de las cuestiones más difíciles de abordar sobre el opus dei, que es la de lograr saber qué tipo de realidad es. A muchos, causa confusión y ansiedad el separarse del mismo, y a otros, causa confusión y angustia el estar sometido a él. Las personas se tratan con mucha dureza, y se forma un abismo entre ellas.

Creo que parte de la repuesta es tan evidente, que no puede ser percibida para quien lleva un tiempo relacionado con el opus dei. Para poder percibir la respuesta hay que tratar de ver algo que ha estado todo el momento tan cerca que solo con un destello de luz puede ser entendida.

Creo que el problema del opus dei está en su nombre, ya que de esa realidad depende todo lo demás acerca de él.

El fundador del opus dei insistió de muchas maneras para convencer a todos de que él no quería fundar nada, de que él era tan solo un instrumento. El opus dei era un deseo divino que él casi en contra de su voluntad tuvo que realizar. Las acciones del fundador del opus dei fueron el medio en el que Dios actuaba. Según el fundador del opus dei, el culpable de la existencia del mismo era Dios.

¿Quien es el culpable de la existencia del opus dei?, el culpable es Dios, según el fundador del opus dei.

Los relatos que dentro del opus dei se refieren a la historia del fundador no dejan lugar a pensar de otra manera. Él ya desde niño estaba destinado a esa tarea..

No puede haber equívocos. El opus dei es realmente una obra de Dios, según esa mentalidad.

¿Acaso Dios puede ser cuestionado?

¿Es lícito el rechazarlo?

¿Dios se puede equivocar?

¿Quién es mas importante, lo creado o el creador?

¿Es lícito negarle algo a Dios?

¿Se le puede reclamar algo a Dios?

¿Es lícito separarse de Dios?

El problema del opus dei es que sus miembros están totalmente indefensos, pues ellos son tan solo personas y el opus dei es obra de Dios.

La continuación de ese problema que muchos miembros con autoridad realmente piensan así, y se crea un ambiente de manejar a las personas en base a esa relación tan dispareja.

La confusión radica en la Iglesia Católica, pues el opus dei, o es obra de Dios y se justifican todas sus acciones, o no lo es.

Como último corolario ¿acaso hay alguien que conozca los pensamientos de Dios?



Original

Personal tools